Una Vainita

Por primera vez, una mujer y un latino ganan Medalla Fields

CUALQUIERVAINA.COM / El Economista / Una matemática iraní de 37 años, Maryam Mirzakhani, se convirtió en la primera mujer en ganar la Medalla Fields, el prestigioso premio que otorga cada cuatro años la International Mathematics Union (IMU). Y un brasileño de 35 años, Artur Avila, es el primer latinoamericano en obtener el galardón que, junto con el Premio Abel, se disputa el ser considerado el “Nobel de las Matemáticas”.

La Medalla Internacional por Descubrimientos Destacados en Matemáticas (el nombre oficial) se entrega cada cuatro años a entre dos y cuatro matemáticos menores de 40 años.

Además de los mencionados, obtuvieron la distinción el estadounidense Manjul Bhargava, de la Universidad de Princeton, y el vienés Martin Hairer, de la Universidad de Warwick en Gran Bretaña.

MATEMÁTICOS PUROS

Mirzakhani nació en Teherán en 1977, fue educada en Harvard y actualmente ejerce como profesora de la Universidad de Stanford en California. Es experta en formas geométricas inusuales y ha creado nuevas maneras de calcular el volumen de superficies hiperbólicas extrañas.

“Hábil en el manejo de un rango extraordinariamente diverso de técnicas y culturas matemáticas distintas, ella (Mirzakhani) encarna una poco frecuente combinación de destrezas técnicas, audaz ambición, visión de largo alcance y profunda curiosidad”, anunció la IMU en un comunicado.

“Es un gran honor. Me dará gusto si impulsa a otras jóvenes científicas y matemáticas. Estoy segura de que habrá muchas mujeres ganando este tipo de premios en los próximos años”, dijo Mirzakhani a la revista de la Universidad de Stanford.

“Aunque su trabajo es considerado matemática pura tiene implicaciones en la física y en la teoría de campo cuántico”, agrega la publicación.

Artur Avila nació en Río de Janeiro y es investigador del brasileño Instituto Nacional de Matemática Pura e Aplicada y del Centro Nacional de Investigación Científica (CNRS) del gobierno francés.

“Já havia um burburinho sobre eu ganhar a medalha”, dijo el matemático (en una declaración que no necesita traducción) al periódico La Folha do Sao Paulo.

Si bien trabaja en sistemas dinámicos (que permiten entender desde la dispersión de una epidemia hasta fenómenos climáticos) y con los operadores de Schrödinger cuasi periódicos, Avila insiste en que él hace matemática pura: “Mis intereses y motivaciones son puramente matemáticos. También cuando trabajo en problemas originados en la física, no me preocupo por sus posibles aplicaciones”.

La medalla se entregará mañana en el Congreso de Matemáticos en Seúl.